Efectos al dejar de fumar

En este artículo sobre tratamientos para dejar de fumar enlistaremos por horas, días, meses y años algunos de los efectos en tu cuerpo después de dejar de fumar.

Efectos al dejar de fumar

Dejar de fumar ya es el momento perfecto, pues sólo 20 minutos después de dejar de fumar comenzarás a sentir los beneficios de dejar el cigarrillo.
Cuando se quiere dejar de fumar aparece una serie de preguntas al respecto entre ellas tenemos ¿Cuánto tiempo se queda la nicotina en mi cuerpo? ¿cuáles síntomas aparecerán después de que no haya nicotina en mi organismo?
¿Quieres saber qué pasa después de dejar de fumar? A continuación te diremos en forma cronológica cuáles son los efectos posteriores a dejar el cigarro.

efectos al dejar de fumar

20 minutos después

Veinte minutos después de haber fumado tu último cigarrillo el ritmo cardíaco retoma los niveles casi normales de aceleración, además, la presión sanguínea baja a su grado de normalidad.

2 horas después de dejar el cigarro

Después de dos horas sin fumar un cigarrillo, la frecuencia cardíaca y la presión arterial se han reducido a niveles normales. La circulación periférica también puede mejorar. Las puntas de los dedos de manos y pies pueden comenzar a sentir calor.
después de dos horas pueden comenzar a aparecer síntomas de la abstinencia de nicotina.

Los primeros síntomas de abstinencia incluyen:

  • Antojo intenso de fumar
  • Ansiedad
  • Tensión o frustración
  • Somnolencia o dificultad para dormir
  • Aumento del apetito

12 horas posteriores a dejar de fumar

El monóxido de carbono, que es tóxico para el cuerpo a niveles altos, y que es liberado de la combustión del tabaco y se inhala como parte del humo del cigarrillo en sólo 12 horas después de dejar de fumar, disminuye a niveles más bajos, y los niveles de oxígeno en la sangre aumentan a la normalidad.

24 horas después de no fumar

El dióxido de carbono comienza a eliminarse del cuerpo y los pulmones empiezan a expulsar las mucosidades. Además, el riesgo de ataques cardíacos disminuye en un 70%
Lo creas o no, apenas un día después de dejar de fumar, el riesgo de ataque al corazón y otras enfermedades cardiovasculares por tabaquismo ya habrán comenzado a disminuir. Aunque todavía no estás muy fuera de peligro, vas por buen camino.

2 días después de dejar de fumar

Una de las consecuencias que acarrea el hábito de fumar es la disminución de los sentidos, principalmente el olfato y el gusto, afortunadamente; después de 48 horas sin fumar un cigarrillo estos efectos comienzan a desaparecer y el olfato y gusto comienzan a recuperar la percepción normal, esto debido a que las terminaciones nerviosas vuelven a funcionar regularmente, lo que te permite volver a percibir olores y degustar.

Tres días después de haber dejado de fumar

En el tercer día, la nicotina estará completamente fuera de tu cuerpo. Desafortunadamente, esto significa que los síntomas de la abstinencia de nicotina generalmente comenzarán a estar en su punto máximo. Te recomendamos leer un artículo acerca de los efectos de la nicotina.

Puedes experimentar algunos síntomas físicos como dolores de cabeza, náuseas, calambres, además de los síntomas emocionales mencionados anteriormente. Para luchar contra los síntomas mentales, disfruta de la recompensa al no fumar; es decir, utilizar el dinero que habrías gastado en cigarrillos para disfrutar de algo que te guste.

3 semanas sin fumar

Después de un par de semanas, serás capaz de hacer ejercicio y realizar actividades físicas sin quedarte sin aliento y totalmente fatigado. Esto es debido a una serie de procesos de regeneración que empezará a producirse en su cuerpo; mejora la circulación y, además, la función pulmonar también mejorará significativamente.
Después de dos o tres semanas sin fumar, los pulmones se sienten más limpios, y comenzarás a respirar sin dificultad. Para la mayoría de los fumadores, los síntomas de abstinencia se disipan alrededor de dos semanas después de dejar de fumar.

Dejar de fumar

Los fumadores tienen un mayor riesgo que los no fumadores de una impresionante lista de tipos de cáncer, cáncer de pulmón es el más común y uno de los más peligrosos. El tabaquismo es responsable del 90%de las muertes por cáncer de pulmón en todo el mundo. Pueden pasar 10 años, pero si deja de fumar, con el tiempo el riesgo de morir por cáncer de pulmón se reducirá a la mitad o un poco más que el de un fumador. Diez años después de dejar de fumar, el riesgo de cáncer de boca, garganta, esófago, vejiga, riñón y páncreas también disminuye.

Recomendacion

En la actualidad existen diferentes formas y tratamientos para dejar de fumar, sin embargo, nosotros te recomendamos hacer uso de un cigarro electrónico, es un método efectivo que ayuda a combatir este problema de adicción. Si deseas saber más acerca de este aparato que te ayudará a dejar de fumar da click en: Cigarros Electrónico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *